Consejos y estrategias de entrenamiento

Comunícate con tu equipo: Cómo dar una charla prepartido, en el descanso y postpartido

El fútbol es un deporte donde la comunicación es clave para el éxito. Es importantísimo mantener una buena comunicación dentro del campo pero igual de importante, o incluso más, es la comunicación fuera del campo. Como entrenador puedes motivar y guiar a tu equipo a cosechar los mejores resultados.
Diego Valtierra
Comunícate con tu equipo: Cómo dar una charla prepartido, en el descanso y postpartido

El fútbol es un deporte donde la comunicación es clave para el éxito. Es importantísimo mantener una buena comunicación dentro del campo pero igual de importante, o incluso más, es la comunicación fuera del campo. Como entrenador puedes motivar y guiar a tu equipo a cosechar los mejores resultados.

Una parte esencial de esta comunicación son las charlas prepartido, en el descanso y postpartido. En la publicación de hoy, hablaremos de cómo dar estas charlas de manera efectiva para maximizar el rendimiento de tu equipo.

Charlas prepartido:

La charla prepartido es un momento crucial para preparar tu equipo para el partido. De esta charla depende de que tu equipo salga motivado y con las ideas claras sobre sus roles y el modelo de juego. Estos son unos puntos clave para tener una buena charla prepartido:

  • Conoce el estado del equipo: Antes de la charla conoce el estado de los jugadores ¿Están bien? ¿Alguna molestia? ¿Alguna preocupación? ¿Nervios? Adaptarte al estado de tus jugadores, ayudará a tener una charla prepartido más efectiva.
  • Sin improvisación: La charla debe de estar preparada con los temas a tratar ya pensados. Una charla planificada y estructurada, nos ayudará a tener una comunicación útil.
  • Repaso del trabajo de la semana: Es básico hacer un resumen del trabajo de la semana para interiorizar los contenidos trabajados. Haz a los jugadores partícipes del resumen.
  • Motiva: Prepara a tu equipo para el partido, motiva a los jugadores para competir. Para ello, es muy importante conocer a tus jugadores qué les inspira o cómo se motivan.
  • Repite los objetivos: Repite continuamente los objetivos, usa la misma palabra varias veces para hacer hincapié, esto ayudará a interiorizar y recordar las metas.
  • Sé visual: Coloca imágenes con los objetivos del partido, con los contenidos trabajados de la semana, con las acciones de balón parado… Una imagen vale más que mil palabras.

Charlas en el descanso de un partido:

Las charlas en el descanso son un momento ideal para recapitular los 45 primeros minutos de partido y preparar, en función de ello, la segunda parte. Si quieres tener una eficaz charla en el descanso, lee los siguientes puntos:

  • El descanso… es un descanso: Deja a tus jugadores descansar, que hablen entre ellos, deja que se hidraten… Esto ayudará a rebajar la situación de estrés y que mejoren su atención para la charla.
  • Evalúa el rendimiento: Destaca lo que está funcionando y lo que necesita mejorar. Mantener un feedback constructivo es crucial. 
  • Corregir cosas que se puedan corregir hoy: No corrijas aspectos que necesitas entrenarlos previamente. Si no se han entrenado o explicado con anterioridad, a los jugadores les costará mucho más entenderlo o tendrán dudas sobre ello.
  • Refuerzo positivo: Sé positivo y mantén la calma, crea un ambiente seguro donde los jugadores puedan hablarse, corregirse, opinar y escuchar.
  • Repaso de metas: ¿Se han conseguido las metas? Si es así, felicita al equipo y si no, repásalas y busca el porqué junto con ellos.

Charlas postpartido:

Las charlas postpartido son ideales para hacer un resumen del partido. Estas charlas deben ser cortas, controlando las emociones y diferenciando entre el resultado final y el rendimiento. En los siguientes puntos te indicaremos por qué.

  • Controla las emociones: Evita emociones como la euforia, disforia o bronca. Ten un mensaje claro que reconozca la actuación y el logro y ponerle tiempo límite a la celebración. Desdramatiza la situación, quítale el peso emocional negativo que tiene el deportista, reconoce sus méritos, aunque hayan sido pocos y recondúcelo a un objetivo a corto plazo. Por último, evita broncas que puedan deteriorar vínculos entre jugadores, staff técnico, etc.
  • Charla corta: Tras el partido, los jugadores estarán cansados y con mucho estrés. Es muy difícil mantener la atención durante muchos minutos.
  • Diferencia entre resultado/rendimiento: Es importante saber diferenciar el resultado del rendimiento, ya que muchas veces jugar bien no implica ganar y jugar mal no implica perder. Se debe evaluar las metas u objetivos prestablecidos y no el resultado final.
  • Charla en el siguiente día de entrenamiento: Dejar pasar 24 horas ayudará tener una visión objetiva de los hechos y tener más tiempo para tratar y subsanar los errores.

Las charlas son muy importantes en el día a día de un entrenador con sus jugadores. Una buena charla prepartido o en el descanso, puede ser la diferencia entre ganar o perder un partido, en cambio, una eficaz charla postpartido, puede hacer que tu equipo evolucione a mayor nivel para el próximo encuentro. Es clave saber qué motiva a los jugadores y qué tipo de comunicación tener con ellos.

¿Qué te funciona a ti en las charlas? ¿Cómo las enfocas?

Apuesta por la optimización en la formación deportiva inteligente. 

Otros artículos relacionadas

¿Qué es el feedback y por qué es crucial?

¿Qué es el feedback y por qué es crucial?

Los entrenadores de fútbol desempeñan un papel fundamental en el desarrollo de habilidades, la formación del carácter y el éxito de los equipos. Para convertirte en un excelente entrenador, es esencial dominar el arte del «feedback».

leer más